martes, 12 de agosto de 2008

jE ne sAiS pAs



A veces está bien eso de fingir un poco. No sé. Hacer como si las cosas no estuvieran tan mal en el fondo. En aquella época yo es lo que solía hacer. Me fingia parte del ganado, parte del todo sin ser nada en especial. Aunque a decir verdad, sigo igual en muchos aspectos. Es cierto. Y es lo único que puedo decir. Eso y que te acabas cansando tarde o temprano. Y entonces te apetece largarte. Coger lo poco( o nada) que tengas y largarte. Pero eso lo dejamos para más adelante, vale? hoy estoy demasiado cansado. Además ,

.


No creo que quiera nada. No sé(I), igual la pillé con la guardia baja, el apetito por las nubes y con el grabe error de fiarse de las primeras impresiones. Aunque a mí ya me ha calado. No sé(II). Es como una espina en el corazón , que me fuerza a seguirla y decirle...no sé(III)...lo que se suponga que tenga que decirle. Pero desde el principio supe que no iba a ser nada. Es cierto. Tira por otro lado. Por otros muchos lados. Y yo soy la tangente, estoy paseando por el filo y solo nos tocamos en un punto equidistante entre mi tristeza y sus ganas de vivir.

Dales una razón. Solo una. Y pondrán tu mundo patas arriba. Déjales pensar que te importa en algo toda su mierda, y se sentirán engrandecidos, endiosados, con todo ese poder en sus manos y sin saber que hacer con el. Déjales sentarse en tu mesa a comer, y no te dejarán ni los huesos. Te chuparán hasta el tuétano intentando absorver algo que está mucho más adentro. Mucho más lejos. Algo que está en tí. Déjales observarte desde un microscopio para analizarte y diseccionarte y ver qué es lo anda mal. Por que siempre hay algo que anda mal, entiéndelo. Y en este caso eres tú. Tú y tus nervios enraizados y enratados, en tensión constante. Y todos los ensayos que no sirvieron para nada, , y la falta de cojones para interpretar como de verdad podrías haberlo hecho. Y el hecho de que a la hora de la verdad no has sido más que un fraude, una burla para todos aquellos que una vez significaron algo para tí. En fin. Esta noche todo saldrá mal. Como siempre. Y no estoy de humor para seguir con esto.

3 comentarios:

al fondo a la derecha según entras dijo...

Sí. Quizás si no escribimos estallamos como una bomba que se deja caer al vacío y a saberse dónde aterrizará.
Lo tuyo si que parece una catarsis y de las griegas además.

¿Son tuyos los cuadros?

al fondo a la derecha según entras dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
al fondo a la derecha según entras dijo...

Ya sé que aún no te he dicho mi nombre... Pero me da un palazo llegar un día que te vea y soltarte... ehh... ufff... hola... eh.... que... que... que soy yo la que te escribe en el blog.

Lo mismo te da allí un algo y yo salgo corriendo a esconderme otra vez.

¿Tú que harías si estuvieras en mi lugar?